domingo, 1 de marzo de 2015

Tulipan Rojo Medicina y arquetipo : La Tulipa Wilsoniana.

 

LA TULIPA WILSONIANA
 
 
 


La tulipa Wilsoniana Es una flor que pertenece a la especie de las liliáceas de bulbo tunicado característica de los tulipanes;  es  altamente benéfica  por todo lo que ofrece y las propiedades con las que cuenta; su capacidad de adaptación  está en el  sobrevivir en temperaturas extremas:  florece en fríos invernales  o en climas cálidos, igual en disímiles alturas;  en la antigüedad se le reconocía como rosa de Sharon (mencionada en el cantar de los cantares) ella fue muy difundida en medio oriente específicamente en Irán por sus propiedades, se tenía la idea errónea que causaba daño o lesión a la piel luego del contacto, es mas se decía también que era altamente toxica, nada más distante de la realidad, luego que la flor tiene propiedades curativas dentro de las que se encuentra, aliviar la tos, como bálsamo  recupera lesiones de piel de diferente origen, baja la tensión, la fiebre y previene la caída del cabello, además inhibe el crecimiento de células cancerosas. Su hermoso color rojo intenso nos conecta con el amor y la fuerza de la madre tierra, por eso usada  en baños recupera la energía vital. En infusión es un tónico que previene problemas de los nervios por sus propiedades ansiolíticas. Tiene además propiedades afrodisiacas y sus bulbos aportan gran riqueza a la gastronomía luego que son deliciosos con aceite, sal  y pimienta.
 
 
 
 
Mide hasta 30 centímetros y no requiere algún cuidado especial pues donde quiera que este ella florece. Algo particular que la caracteriza es que florece en el mes de abril y aunque se puede encontrar en otras tonalidades realmente lo que más conmueve es la viveza de su rojo de esta presentación,  La cual la hace una de las flores de primera elección al momento de realizar un trabajo ornamental o de paisajismo.

 
La leyenda del tulipán
 
 
 
 
 
 
Un joven persa llamado Farhad, príncipe según algunos, estaba profundamente enamorado de la doncella Shirin. Un día, le llegaron noticias de que su amada había sido asesinada (luego resultó  que no era más que un rumor) y, destrozado de la pena, montó su caballo preferido y galopó hasta un acantilado desde donde se lanzó para morir. De sus numerosas heridas y gotas de sangre en el suelo brotó un tulipán, como símbolo de su amor perfecto. Por ello, en la antigua Persia, el tulipán rojo se considera el símbolo por excelencia del amor apasionado.
 
 
 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada